SPA Resort (Centros)

Un Spa es un establecimiento en el que se ofrecen diferentes tratamientos para mejorar la salud física y mental de una persona, y en el que el elemento principal que se utiliza es el agua. Su nombre proviene del acrónimo de la frase del latín “salus per aquam”, es decir, “salud a través del agua”.

Estos centros combinan tratamientos de salud con procedimientos de relajación y tratamientos de estética, y buscan como objetivo que una persona salga del SPA lo más relajada y confortada corporal y espiritualmente.

Los tratamientos que se llevan a cabo en un SPA se realizan utilizando como base el agua, que se aplica de diferentes formas sobre el cuerpo de la mujer o del hombre con el objetivo de relajarle lo máximo posible. Para ello, los SPAs (establecimiento) suele contar con piscina,  sauna, jacuzzi, hidromasaje (chorros de agua), piscinas de barro y unos aparatos específicos que aplican vapor localizado en determinadas partes del cuerpo,

En un SPA se suele utilizar agua potable aunque algunos establecimientos ofrecen baños termales o agua mineralizada como opciones especiales. En aquellos casos en los que se utiliza agua termal, aquellas personas hipertensas deben prestar una especial atención, ya que se trata de agua con una gran concentración de sal y puede aumentar su presión arterial.

A menudo, los tratamientos de agua se complementan con baños de inmersión en aguas que contienen unas gotitas de aceites esenciales (aromaterapia), para conseguir efectos relajantes aún mayores.

Una visita a un SPA puede generar tanto beneficios para la salud como beneficios estéticos, ya que:
  • La relajación que se consigue permite tener una respiración más tranquila.
  • Mejora los problemas de artritis y enfermedades relacionadas con problemas en las articulaciones.
  • Disminuye los dolores musculares y mejora la flexibilidad ya que los ejercicios dentro del agua tienen menor impacto para los músculos y para las articulaciones.
  • Facilita un sueño relajado y combate el insomnio.
  • Combate los problemas de diabetes ya que ayuda a disminuir los niveles de azúcar en sangre.
  • Mejora la circulación sanguínea y el drenaje linfático (lo que reduce la hinchazón del cuerpo).
  • El agua templada y los masajes estimulan la creación natural de endorfinas.
  • Mejora el aspecto de la piel ya que expulsa las células muertas y hace más fácil la eliminación de toxinas.

En algunos países, se utiliza la palabra SPA para referirse a un aparato mecánico en forma de piscina que tiene unos chorros que generan masajes (hidromasaje) y que pueden conectarse dentro del hogar o en el exterior (patio o jardín). Este tipo de piscinas ofrecen los beneficios relajantes del agua caliente y los masajes. Hay de varios modelos y tamaños y pueden conseguirse en España entre 8000 y 12000 euros.